CON MIS HIJOS NO TE METAS Dejad a los niños divertirse y aburrirse

“Carlos, no olvides que TENEMOS tarea de ciencias”, “Patricia, ¿Cómo NOS FUE en el examen de inglés?”, “La madre orgullosa: Mi Lucas ya sabe las capitales de América, y procede a preguntarle desde Bolivia hasta Canadá, desatando las miradas de las otras madres con cautela y cierta envidia”. Pareciera que vivimos una guerra fría ente padres. Lo que saben hacer nuestros hijos es símbolo de logro, y proyección de nuestras metas y que tan “buenos” padres somos. Todo tiene que ser perfecto: el colegio, los amigos, los dientes, el viaje de vacaciones, y el cumpleaños tiene que tener el mago, los juegos, y la temática de moda.

SIENTO CULPA. Es cierto, hoy los padres tienen que trabajar todo el día para poder dar una educación de “nivel” para sus hijos, provocando un sentimiento de culpa, sintiéndose que no forman parte en el desarrollo de los menores. En el poco tiempo que tienen con sus hijos asumen una observación meticulosa y exagerada que puede llegar a niveles nocivos afectando la independencia, autoestima y falta de curiosidad, creciendo con una sola forma correcta de hacer las cosas (la de los padres). Interiorizando que cualquier otra solución, camino o pensamiento son intolerables. Se podrá tener más tiempo con los hijos, probablemente no. No es cuestión de tiempo, sino de calidad de tiempo.

CON MIS HIJOS NO TE METAS. Los indicadores mundiales pasaron de familias extensas a 1.3 hijos por familia. En América del Sur ha disminuido en las ultimas 4 décadas hasta un promedio de 2.3 niños por familia.  Antes lo abuelos, tíos, padrinos participaban de la educación como una tribu, manada, un ayni donde todos colaboraban. Hoy la inspección y feeback está blindada, cualquier intromisión no es aceptada. El profesor tiene que dar inmensas excusas de porqué llamo la atención a los pequeños. Y si no estamos conformes con la respuesta, planteamos una interpelación y censura para el profesor y el colegio.

 

VIVA EL ABURRIMIENTO. Actualmente tenemos diversas opciones que hay en verano para que el niño este ocupado desarrollando súper talentos, los cual es importante, pues son experiencias que el niño debe vivir, pero puede causar un estrés en el niño matando las ganas de aprender. Tiene que existir un tiempo para que el niño juegue, y al mismo tiempo para aburrirse. Del aburrimiento nace la curiosidad por intentar  y crear cosas nuevas, y en consecuencia el aprendizaje y la autonomía de decidir, siempre  con un riesgo calculado. Pareciera que hemos perdido la capacidad de quedarnos un fin de semana en casa y disfrutar con los hijos. Haciendo cosas simples, pero que incrementa los vínculos de confianza y autoestima entre los padres e hijos, no entre los hijos y los juegos.

 

ALERTA SOBREPROTECTORA, si como padre no te aguantas intervenir en el hacer de tu hijo en primera oportunidad, y si hablas en plural: “Hoy tenemos clases de”, “ Hemos aprobado”, “Tenemos el cumple de”, es claro que queremos apoyar a nuestros hijos, pero existen límites entre apoyar y quitar responsabilidades que son de los hijos. No luchemos las batallas y tomemos decisiones por ellos. Si jalo el curso, es su responsabilidad, sino desea ir al cumpleaños y desea ver televisión o jugar contigo en el parque, es una decisión que debe ser respetada y aprovechada.

 

VIVA LA DEMOCRACIA, la familia es una organización, una empresa, con funciones, responsabilidades, líderes y subordinados y que esperan resultados en su convivencia. Y como toda organización, existen “jefes” y “empleados”, y no todo tiene que ser consultado, ni ser elegido democráticamente. A un niño de 4 años no le puedes preguntar:  ¿Qué quieres comer?, ¿Ya quieres dormir?, ni a un adolescente de 15 años tienes que darle 10 motivos del por qué no tiene permiso para ir a la fiesta.  La vida no funciona así, el mundo real tampoco.

 

CON TUS HIJOS SI NOS METEMOS. Las empresas tienen que adaptarse de cierta forma a una nueva generación que está llegando, todo será muy cambiante. Los niños que actualmente tienen 5 años trabajaran desempeñando funciones que hoy no existen.  Nosotros que nos encargamos de reclutarlos, formarlos e impulsar su carrera, entendemos los cambios y aceptamos el desafío con expectativa. El mercado laboral exigirá competencias nuevas como: La Capacidad de Tomar Decisiones en situaciones ambigüedad, Pensamiento Computacional (capacidad de procesar información y convertirla en input valioso),  Aprendizaje Colectivo (aprender y generar sinergias a través de trabajos en equipos multidisciplinarios), Pensamiento Crítico e Inteligencia Social y Emocional.  Actualmente, encontramos muchas falencias en los jóvenes en esas competencias, pues durante su formación no desarrollaron la responsabilidad por elegir, actuar y ser responsables de sus decisiones, la capacidad de aceptar las críticas y asustarse en situaciones de ambigüedad, buscando constantemente la culpa fuera de su campo de acción o pateando el tablero si las cosas no son como las esperaba. El mundo empresarial les dará la bienvenida a estos jóvenes para meternos con ellos de la forma como funciona en el mundo REAL. ¿Están las empresas preparándose para ese desafío? . Humildemente,  creo que hay MUCHO camino por recorrer.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: